Ir al contenido principal

Laicidad

Me bautizaron, hice la comunión, dudé en la no confirmación, estudié durante diez años en un colegio católico y soy practicante de nada, excepto en las despedidas.
Vaya por delante mi total y absoluto respeto a quienes profesan el catolicismo, casi mi admiración, a fin de cuentas es una cuestión de fe. Sin duda también el total respeto a que un líder religioso pueda organizar actos, incluso mundiales, en cualquier país, máxime en uno en el que buena parte de la población se le declara seguidora.
Pero en lo que se refiere a las relaciones entre Estados, hasta ahí. Tenia entendido que España es un país aconfesional, por lo que no alcanzo a comprender el derroche de inversión publica y beneficios fiscales a la inversión privada por la celebración de una visita de cualquier dirigente de una confesión determinada. Tampoco que se paralice la capital de un país en días laborales. Pero lo que no respeto es que, entendiendo que además de un referente espiritual recibimos la visita de un Jefe de Estado, este se permita opinar y criticar asuntos de soberanía nacional y de la agenda política como si también fueran cuestiones de fe. Que la iglesia católica diga que la mayoría de españoles no apoyan leyes de reconocimiento de derechos aprobadas en el Parlamento, es una absoluta falta de respeto democrático, en términos diplomáticos, si esto ocurriera con otro país, estaríamos llamando a consulta a nuestro embajador.

Entiendo que el Jefe del Estado y el Presidente del Gobierno deben recibir esta visita, quizás también atender la invitación a participar en alguno de los eventos que se organizan,  pero en las reuniones que se tuvieran, tal vez se podría aprovechar también para hablar de cosas como la revisión del concordato, la salida de las catequesis de la educación reglada o la selección de docentes en asuntos religiosos con los mismos criterios que el resto de docentes públicos.
Puestos a pedir hay cosas que estos días me preocupan por la relación profesional. La Santa Sede es uno de los Estados que no presenta sus informes de cumplimiento sobre la Convención de Derechos del Niño ante Naciones Unidas, cuando esto pasa, otros Estados firmantes del Tratado pueden denunciar ese incumplimiento, lo mismo de estas cosas podamos hablar algún día. 

PD: Foto tomada en una calle en Sta.Cruz, antes de escribir desde El Alto de La Paz, a casi 4000m, por lo que puede haber afectado la falta de oxígeno, predisposición al perdón.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Preguntas tontas

Sí, ya sé que han pasado un montón de cosas desde el 30 de agosto, y precisamente por eso, porque han sido muchas actividades y pensamientos dudo mucho que pueda ordenarlos, así que hoy, que por fin he encontrado un hueco y un poco de apetencia, vuelvo con las lluvias a la madeja tras un septiembre de secano. Iñaki tiene en su blog una sección que él llama "Conteste a la pregunta" que suele está repleta de absurdas e ingeniosas cuestiones y realmente interesantes respuestas, como no estoy a la altura de esas contestaciones tan clarificadoras prefiero compartir algunas dudas: ¿Por qué cuando el debate ciudadano vuelve a los social, a las cosas que de verdad preocupan al Gobierno y a la gente, a los derechos y a la igualdad (datos empleo, medidas vivienda, ayuda nacimientos, plazas guardería, salud bucodental infantil, éxito educación ciudadanía,...), nos enredan en otras cosas? ¿por qué caemos en esas redes interesadas en lugar de conseguir seguir hablando de lo útil y no lo

Volando voy

Podría llegar a crear un apartado en el blog dedicado a contar las incidencias en aeropuertos y aviones, desde un inesperado paso por Valencia en un vuelo directo entre Bruselas y Madrid, a innumerables retrasos casi esperados. La conclusión es que viajar en avión, que aparentemente es el medio más cómodo, es sin duda una pesadez con sólo pensarlo y, lo que es mucho más grave, una demostración continua de abusos consentidos sobre la gente. Desde la búsqueda del billete con tarifas engañosas y tasas ocultas, pasando por el striptease de antes de entrar supuestamente para garantizar nuestra seguridad, y un sinfín de incidencias de las que si te dan una mínima explicación te tienes que dar por satisfecho, aviones con retraso, cancelaciones, restricciones de equipaje, cambios de asiento, maletas que llegan abiertas y sin parte del contenido que tenían al salir, y más retrasos por aviones debido a que han llegado tarde, ¿por qué? vaya usted a saber, preséntese aquí más de una hora antes qu

Diario de a bordo

De nuevo tengo algo dejada la madeja, esta, que no la de la cabeza, así que tiraré de un hilo en el uso más propio de un blog como bitácora o diario. Y es que el mes de marzo ha dado mucho de sí, tanto que esto primeros días de abril parece que aún le pertenecen al mes anterior. Comencé marzo por el terruño en plena campaña electoral. Ya hice algún comentario a lo que me gusta encontrarme con gente con la que compartir ideas, vayas donde vayas siempre hay compañeros y compañeras trabajando. Quizás es una de las razones por las que se obtienen buenos resultados, me ha gustado el balance total del 9 de marzo, y si fuera la suma de procesos también me ha gustado el balance de la circunscripción a la que pertenezco, es un refuerzo al buen trabajo de todos y todas. Los otros motivos ya los comentamos durante la campaña, quizás esta es de las veces que más se han podido contrastar ideas y líderes. Contra un proyecto conservador y poco creíble (¿hubiese plantado Rajoy 500 millones de árboles?